ALERTA: Luz del Sur S.A.A. atenta contra los derechos laborales de sus trabajadores

Desconoce laudo arbitral y fallos de las autoridades competentes

La empresa distribuidora de electricidad Luz del Sur, cuyo principal accionista es la corporación China Three Gorges, está implementado una política laboral que atenta contra los principales derechos laborales de sus trabajadores.

Recientemente ha desconocido los incrementos de remuneraciones y condiciones laborales establecidos por el Laudo Arbitral mediante el cual se dio por concluida la Negociación Colectiva 2021 del Sindicato Unitario de Trabajadores de la Empresas Concesionarias Eléctricas y Afines – SUTEECEA.

Es importante precisar que el SUTEECEA debió recurrir al arbitraje debido a los actos de mala fe realizados por funcionarios la empresa Luz del Sur para presionar a la comisión negociadora a suscribir un convenio contrario a los intereses de sus afiliados. 

Posteriormente, pretendió desconocer la validez del arbitraje a pesar de haber designado a su árbitro. Este ardid fue desestimado por el propio Tribunal Arbitral mediante una resolución en la que reconoció que la empresa había actuado de mala fe durante la etapa de trato directo.

Este comportamiento de los funcionarios de Luz del Sur resulta contrario al código de ética de la propia empresa, llamado Política de Conducta apropiada al Negocio, que establece que deben actuar con honestidad e integridad, ser transparente y justo, cumplir con sus compromisos y ganar la confianza de las personas. Todo lo contrario, está ocurriendo en el caso del Laudo Arbitral, lo que evidencia el comportamiento incoherente y sin ética de dichos funcionarios.

De otro lado, Luz del Sur también modificó unilateral y arbitrariamente a 12 horas el horario de trabajo de los trabajadores de los Departamentos de Operadores de Media y Alta Tensión, sector importante de la empresa, lo cual motivo un fallo del Ministerio de Trabajo que le dio la razón al SUTEECEA. 

Es lamentable que el cambio de accionistas en la propiedad de Luz del Sur se traduzca en una falta de Responsabilidad Social Empresarial, en la falta de respeto a las normas e instituciones peruanos y en una política laboral obsoleta, contraria a los derechos fundamentales de los trabajadores como la negociación colectiva, reconocido por nuestra constitución y los convenios internacionales.